A Felicidade

 

Como el primer tercio de la residencia se trata de investigación, seguí trabajando en la recolección de contenido visual de la ciudad; buscando en internet, saliendo a dar vueltas por los cerros, el centro, mercados y ferias.

El hecho que tuviera que realizar trámites y tareas dómesticas me permitió ver Valparaíso un poco más alejado del lado turísitco que es el que más conozco. Caminé mucho para empezar a aprenderme la ciudad, los nombres de las calles, las micros que me sirven.

Ayer fui a la feria que se pone en Av. Argentina y aparte de fruta y verduras muy baratas, encontré unas revistitas antiguas que formaban parte de una enciclopedia ilustrada súper linda, pintada a mano. Creo que hay algunas ilustraciones que me pueden servir para el diseño de parches o cosas así.

El viernes tuvimos la primera reunión para revisar mis ideas y avances con los chicos. Les encantó todo lo que encontré y las líneas que definí para diseñar la próxima semana así que vamos como avión. Vamos a trabajar un rescate del mundo visual de Valparaíso pero tratando de no caer en los clichés o mezclándolo con otro tipo de lenguaje, jugando con marcas emblemáticas, la fauna y música local, metiendole onda oriental que es algo que ellos también trabajan harto.

Pasé un montón de tiempo con Brett, como Ema se fue, nos quedamos solos en la casa taller y cenamos juntos casi todas las noches, nos quedamos hasta tarde hablando de música, de su proyecto, de la vida y misticismos, lo ayudé a plantar un árbol, sacamos fotos. Como es Piscis algo lo entiendo. Compartimos un par de experiencias de vida similares y aunque me sorprenda, me hace extrañar un poco Estados Unidos. Aunque extraño varias cosas prefiero estar presente.

El solo hecho de vivir aquí ya hace que todo sea más agradable, trabajar con vista al mar es impagable, he conocido gente de todo el mundo prácticamente todos los días, me despierto con el sol porque mi pieza tiene un tragaluz como la pieza en la que me crié, nos turnamos para cocinar y almorzamos todos juntos. Les preparo colaciones a Akira y Maika. El perro Bocha y el gato Gatti ya me quieren. Me siento inspirada como hace tiempo no lo hacía.

Día 3 — Miércoles: de la cena

Día 4 — Jueves: del paseo por los cerros

Día 5 — Viernes: de la despedida

Día 6 — Sábado: del asado en la casa ocupa

Pin It on Pinterest

Share This